viernes, 23 de octubre de 2015

Pearl S. Buck - Viento del este, viento del oeste


Autor: Pearl S. Buck
Título: Viento del este, viento del oeste
Editorial: DeBolsillo
Año de edición: 1930 (2003)
nero: Narrativa
ISBN: 9788497598552
Páginas: 256

Sinopsis:
Al trazarnos el retrato de una familia distinguida, apegada a tradiciones antiquísimas, nos muestra los conflictos que, de manera inevitable, surgen entre padres e hijos cuando las ideas occidentales penetran en los baluartes de la cultura china.. En esta magnífica obra se amalgaman así el interés temático y la precisa definición de los caracteres y los personajes.



Opinión personal:
Llevaba ya algún tiempo buscando un ejemplar de esta novela en la librería que suelo frecuentar habitualmente, pero no conseguía dar con él. Finalmente decidí solicitarlo, en préstamo, en la biblioteca del centro cívico de mi barrio. Tras un mes de espera, por fin llegó a mis manos y me dispuse a devorarlo (más que nada porque tan sólo disponía de 15 días para leerlo antes de su devolución).

"Viento del este, viento del oeste" es la primera novela que escribe la prolífica escritora Pearl S. Buck, quien sería premiada en 1938 con el Nobel de Literatura. Es una novela en la que se plantea el papel de la mujer en la cultura y la sociedad china de principios del siglo XX. En ella vamos a descubrir una sociedad cerrada,  de costumbres ancestrales, que se han conservado desde el antiguo imperio. Una cultura muy ligada a los antepasados y extremadamente tradicional.

La protagonista absoluta de esta novela es la joven Kwei-Ian, descendiente de una familia de rancia alcurnia y que está a punto de matrimoniar con el hombre que sus padres le eligieron al poco de nacer ella, sellando el compromiso con un pacto de honor. Desde pequeña, la joven fue educada en los deberes de noble dama, llegando incluso a dominar el arte de tocar el arpa. Incluso fue instruida en las cuestiones concernientes al cuidado de la casa y de su persona. Y todo esto tan sólo para agradar a su esposo. La mujer china estaba, en exclusiva, vinculada a las actividades domesticas y sometida a la dominación masculina. No tenía participación ninguna en la esfera pública, tendía a ser reservada y no tomaba decisiones exceptuando las relativas a las cuestiones hogareñas.


Kwei-Ian no ha visto nunca a su futuro marido, un joven que había pasado varios años en América formándose como especialista en la medicina occidental. Tras la boda, todo su mundo se viene abajo cuando descubre que su esposo toma la decisión de desmarcarse de la tradición china. El nuevo matrimonio se traslada a vivir a una casa que no es la mansión parental. Comienza para Kwei-Ian una vorágine de sentimientos encontrados, un choque de culturas, costumbres y tradiciones para las que no ha sido preparada. Su esposo promulga la igualdad de géneros y le llega a solicitar, por su propia salud, que no se vende los pies. Ella es reacia, en un principio, a adaptarse a las costumbres occidentales y  a una serie de cambios que divergen mucho de todo lo que le han enseñado. Unos cambios que la sorprenden y la asustan por igual, pero su esposo así lo desea y por él tratará de aceptarlos. Finalmente acabará transigiendo al darse cuenta de que dichos cambios le van a beneficiar.

"Viento del este, viento del oeste" es una novela que está narrada en primera persona por la propia Kwei-Ian. La narración es en forma de cartas que redacta la propia protagonista y están dirigidas a su "hermana" para narrarle, uno a uno, los cambios que van aconteciendo en su vida desde el mismo momento en que sale de la casa paterna para ir a la de su esposo. En ningún momento el lector conoce la identidad de esta "hermana" a la que ella habla de una manera muy dulce, con gran cariño.  Tan solo al final de la historia lo descubrimos y entenderemos el repliegue de sentimentalismo por parte de su protagonista.

"Viento del este, viento del oeste" es una novela lineal cronológicamente, pero no cuenta con ningún trasfondo histórico. En ningún momento se hace referencia a la situación política en la que se encuentra China. Desconocemos en qué época ocurren los acontecimientos, será el propio lector quien deba ubicar la historia.

Es un libro poco extenso, que se devora mas que se lee. Está compuesto de capítulos muy cortos y está narrado de una manera muy dulce, con extrema sensibilidad. Contiene diálogos que le dan agilidad a su lectura. Lo más interesante de esta novela es que está narrada por una mujer. Alguien que, en aquella época y en una sociedad tan retrógrada y machista, tan solo valía para servir fielmente a su esposo, hacerles la vida más placentera y procurarle descendencia.

En definitiva, "Viento del este, viento del oeste" es una novela de sentimientos que plasma, de una manera muy peculiar, el desmoronamiento de una cultura china ancestral cuando se introducen en ella las costumbres de occidente. Este libro me ha gustado mucho porque nos describe una historia fascinante y especial, llena de cambios. Recomiendo su lectura encarecidamente.

Su autora:

Pearl Fyandenspricker Buck (1892 - 1973) era hija de misioneros americanos en China, a donde fue llevada con tres meses de edad. En 1911 marchó a Estados Unidos durante cuatro años, graduándose en el Macon Randolph College de Virginia. A su vuelta, se casó, y se estableció en Nanking, dando clases de Literatura Inglesa en la Universidad y publicó en diversos periódicos y revistas.
Publicó su primera novela Viento del Este, viento del Oeste en 1929, y cuatro años más tarde, fijó residencia definitiva en Estados Unidos, donde desarrolló la mayor parte de su carrera literaria. Su producción, más de 80 libros, abarca géneros muy dispares. Obtuvo en 1932 el Premio Pulitzer y en 1938, el Nobel de Literatura.





¿Habéis leído alguno de los libros de esta autora?

26 comentarios:

  1. No lo conocía, y es una cultura que me fascina mucho aunque hace mil que no leo nada sobre ella. Quizás sea una buena ocasión empezar con este libro. Gracias por la reseña.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Yo tampoco conocía la novela pero lo que cuentas de ella me gusta mucho, así que me la apunto.
    besos

    ResponderEliminar
  3. No lo conocía y sin embargo todo lo relativo a la cultura China, me da mucha pereza. Este creo que lo dejo pasar.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Lo leí hace muchísimos años, cuando era una cría, y me gustó muchísimo
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Qué libro más bonito, al verdad es que no lo conocía. Tampoco tu blog, me quedo por aquí :) Un beso.

    ResponderEliminar
  6. No creo que sea de mi estilo, Marina; en esta ocasión lo dejo pasar.

    Por cierto, enhorabuena por lo del sorteo de "Los libros al sol".

    bsos!

    ResponderEliminar
  7. Yo lo leí hace muchísimo tiempo, y es una novela preciosa y totalmente recomendable.
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  8. Por la sinopsis no me llama, pero tu reseña sí que me ha gustado. Me gusta de vez en cuando leer algo de sentimientos a tope, ahora mismo no es el momento pero no lo descarto para más adelanto.
    Besos.

    ResponderEliminar
  9. La verdad es que tiene una pinta estupenda. Me encanta adentrarme en otras culturas y conocer sus costumbres e intentar entenderles un poquito mejor. Una preciosa reseña.

    Besos

    ResponderEliminar
  10. De mis eternos pendientes! Tengo que animarme ya con este libro.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  11. Ahora mismo no creo que lo lea, pero tiene buena pinta... no lo descarto.
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Me recuerda mucho a las novelas de Amy Tan que tanto le gustan a Moniki, por lo del cambio cultural tan grande de una sociedad a otra donde sus personajes chocan con ideas y valores opuestos. Esta en cambio aporta algo novedoso, y es que la figura de él (siempre machista y dictatorial) sea la que introduzca el cambio hacia esa evolución de pensamiento más abierto.
    Has conseguido llamar mi atención, el único "pero" que le encuentro es que esté narrado en forma de cartas, que no sé por qué pero nunca me ha hecho mucha gracia. Lo tendré en cuenta.

    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  13. Yo lo leí hace mucho tiempo y es uno de los libros que con más cariño guardo en mi biblioteca, después de este leí un montón de ellla: La madre, las tres hijas de madame Liang, la estirpe del dragón, La promesa, hombres de Dios, Carta de Pekin, Puente de paso, y algunas más de las que ahora no recuerdo el titulo.A mi me gusta como escribe, aunque tengo que reconocer que hace mucho que leo nada de ella. Besinos.

    ResponderEliminar
  14. Este libro lo tuve que leer cuando estaba en el instituto, como lectura obligada. He de reconocer que me sorprendió gratamente.
    Saludos

    ResponderEliminar
  15. Jo ! Lo leí hace un montón de años, pero muchos muchos eh ? Vamos que ni recuerdo si me gustó o no, no te digo más y ahora me dejar con ganas de relectura.
    Besos.

    ResponderEliminar
  16. He leído muchos libros de Buck pero este lo tengo aún pendiente.

    ResponderEliminar
  17. Lo leí hace muchos años, en un momento en el que me marcó especialmente. Tengo un recuerdo muy bonito de él. Besos.

    ResponderEliminar
  18. Los libros de ésta autora siempre son muy realistas y describen muy bien la forma de vivir de aquella época. Me alegro de que lo hayas disfrutado, me lo llevo apuntado.
    Besos!

    ResponderEliminar
  19. Me alegro mucho de que te haya gustado. Para mí tiene un significado muy especial.

    ResponderEliminar
  20. Ohhh, hace años que leí este libro, me impacto mucho, disfruté mucho leyéndolo. Lo tengo en papel, era de mi madre, te puedes imaginar como está, amarillo total. Pero para mi es un gran tesoro.
    Gracias por pasarte por mi blog, me quedo en el tuyo. Besos.

    ResponderEliminar
  21. Hace mil años que quiero leer este libro, pero todavía no lo he hecho. Gracias por recordármelo :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  22. Fue uno de los primeros que reseñé en mi blog, y realmente me gustó mucho¡¡¡ Un beso

    ResponderEliminar
  23. Es una novela a la que le tengo ganas, aunque no sé por qué nunca le hago hueco: supongo que eso es lo que pasa con los clásicos, que como sabes que están siempre ahí no te apuras para leerlos... Como es tan cortito, intentaré intercalarlo ente alguna novela tocha que tengo pensada para el futuro. 1beso!

    ResponderEliminar
  24. Hace años que leí esta novela. Me gustó mucho en su momento. Aún la tengo en la biblioteca e igual y no es la primera vez que me tienta en releerla. Besos.

    ResponderEliminar
  25. Ufff, leí este libro hace muchiiiiiiisimos años, no recordaba casi nada de él (lo he ido recordando al leerte), pero sin embargo es un libro que a) tenía un buen recuerdo de él (pese al tiempo transcurrido desde la lectura y que no me acordaba de qué iba) y b) aún conservo (te lo habría hecho llegar antes que tu biblioteca, jajajaj, sin límite de tiempo para su lectura). Con eso digo todo y no digo nada.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  26. Uno de mis eternos pendientes!

    Besotes

    ResponderEliminar

Linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...