miércoles, 30 de agosto de 2017

La noche que no paró de llover - Laura Castañón

FICHA DEL LIBRO
Autora:
Laura Castañón
Título:
La noche que no paró de llover
Editorial:
Destino
Año de edición:
2017
Género:
Narrativa
ISBN:
9788423352333
Páginas:
512



Sinopsis:
Valeria Santaclara necesita reunir la fuerza necesaria para abrir un sobre cerrado que está en su poder desde hace años y en cuyo exterior alguien ha escrito «El perdón. Para ello, y no por casualidad, acude a la consulta de la psicóloga Laia Vallverdú, quien a través de las sesiones de terapia la ayudará a recomponer el puzle de su existencia desde la infancia acomodada en el Gijón burgués de finales de los años 20, la relación conflictiva con su hermana, las circunstancias históricas de un tiempo convulso, y la culpa que vive en el fondo de su ser y cuya naturaleza última no es capaz de confesarse. 
La noche que no paró de llover explora desde una triple vertiente los mecanismos del mal: el infligido de forma deliberada, el que jamás imaginaríamos haber causado y el que creímos ocasionar y que no fue tal. A través de la historia de Valeria Santaclara y de las vidas que se cruzan en ella, se van trenzando los destinos de todos los personajes.
Fuente: contraportada





Opinión personal:
¿Qué fue lo que atrajo mi atención de esta novela? En esta ocasión ni la portada, ni la sinopsis jugaron un papel importante a la hora de decantarme por su lectura, fueron las excelentes críticas que empezaba a cosechar. Pero finalmente no ha acabado siendo lo que yo esperaba. No estoy diciendo que la novela sea mala, porque en absoluto lo es, sino que el momento anímico por el que estaba pasando durante su lectura me ha impedido disfrutarla plenamente. Hoy os traigo mis impresiones sobre La noche que no paró de llover, una historia donde las mujeres son las protagonistas absolutas y bajo la que subyacen temas tan reflexivos y complejos como el mal que hacemos, consciente o inconscientemente, y las terribles consecuencias que tiene en aquellos en quienes lo enfocamos, la culpa, el perdón, la envidia y la redención.

Valeria Santaclara es conocida en la residencia de mayores donde se aloja como "la Marquesa", porque su vida allí dista mucho de la del resto de ancianos residentes, comenzando por el hecho de que ocupa el doble de espacio que cualquiera de ellos. Esta solitaria y estirada anciana necesita armarse de valor para abrir un sobre que su hermana Gadea dejó para ella hace dieciocho años, poco antes de enfrentarse a su muerte y que es el culpable de que sufra constantes pesadillas desde entonces. El sobre va dirigido a Valeria y en él tan solo se muestran dos palabras: "El perdón". Un martes, mientras se encuentra paseando por la ciudad de Gijón, descubre la placa de una consulta de psicología en la misma casa donde ella pasó su infancia, que está a nombre de Laia Vallverdú y se decide a iniciar una terapia que le permita hablar como nunca lo había hecho, desahogarse y recordar para poder enfrentarse a las últimas palabras de su hermana. Laia llevará a cabo una especie de arqueología emocional con Valeria, una vuelta a la infancia, tratando de hacer aflorar a la superficie recuerdos arrinconados en el desván de la memoria y que ella ha logrado mantener encapsulados bajo un caparazón construido en torno a sus sentimientos. Martes a martes, recuerdo a recuerdo, Valeria recompone para el lector su pasado, el de una mujer de familia acomodada que odiaba socializar y que siguió los marcados convencionalismos de la época, haciendo siempre lo que se esperaba de ella. Un ser lleno de prejuicios, solitario y de corazón mustio que nunca conoció la felicidad. Logrará tejer un relato de los tiempos convulsos de la II República, el autoritarismo del régimen franquista y el horror de la Guerra Civil. Al mismo tiempo irán aflorando la envidia y la inquina que le profesaba a su hermana Gadea, sentimientos que nunca quiso reconocer.

Por otro lado tenemos a Laia y a Emma. Mientras que la primera hace frente al desafío que ha supuesto para ella abandonarlo todo por amor y afincarse en Gijón, donde comienza una nueva vida junto a su pareja, Emma, a su vez, prepara con mucha ilusión el que será su nuevo hogar mientras libra una batalla interior entre el deseo de hacer feliz a Laia y el temor a enfrentarse a su familia, dejando al descubierto su novedosa condición sexual. Es el personaje que más me ha gustado y con el único que he llegado a empatizar. Estaba deseando que llegara uno de los capítulos en el que ella misma, a través de su diario, se nos va revelando como una mujer apasionada, espontánea, extrovertida, jovial y alocada, alguien inconstante porque le cuesta horrores mantener los objetivos que se marca, pero que se entrega incondicionalmente y con pasión a cualquier proyecto. Es el personaje más fresco y optimista de toda la novela, el más creíble, intenso y vital.

Por último está Feli, una limpiadora de la residencia de mayores donde reside Valeria. Es una mujer que nunca pone reparos a nada y asiste, en sus ratos libres, a un taller literario porque sueña con escribir una novela, quizás una inspirada en la vida de la Marquesa. Pero Feli siempre encuentra razones que le impiden sentarse y dar rienda suelta a su imaginación. El único motivo por el que continua asistiendo al taller de escritura es para no llegar a casa y sumergirse en la atmósfera de la derrota, la desdicha y el dolor que allí persiste. Porque su nombre real es Felicidad, pero un suceso terrible ocurrió cuando tan solo era una niña, y la felicidad se esfumó de su familia, mutilando su nombre al igual que su vida. En mi opinión, este personaje tan amargado lastra en cierto modo la lectura  y creo que su inclusión en la trama es demasiado forzada.

La novela irá alternando su discurrir entre las vidas de estas cuatro mujeres tan complejas y dispares, intercalando algunos capítulos en los que Valeria describe sus pesadillas, las que le causan insomnio y no la dejan descansar. A través de una cuidada narración, en la que destaca una prosa elegante, sutil y envolvente, de un estilo muy personal y distintas voces narrativas, Laura Castañón nos sumerge, a través de una lectura pausada, en la época previa a la Guerra Civil y de cómo se vivió en la sociedad burguesa gijonesa. Novela que entrevera distintos enfoques narrativos con voces perfectamente diferenciadas, que se alternan entre pasado y presente. Es precisamente la forma de singularizar las voces narrativas, algo que hace conscientemente la autora, lo que no me ha terminado de convencer, por la inclusión de párrafos extremadamente dilatados que ralentizaban la lectura y me hacían perder el hilo narrativo. Aún así, la autora ha conseguido tejer, hilo a hilo, un colorido tapiz en el que destacan sus complejos y creíbles personajes, uno de los puntos fuertes de esta novela. La ciudad de Gijón, con su climatología lluviosa, su gente y sus calles tiene un peso tan grande en la historia que se convierte en otro personaje más.


Sintetizando: La noche que no paró de llover es una novela de personajes, donde las protagonistas absolutas son las mujeres. Es un canto a la memoria, tanto la personal como la histórica, una historia cargada de sentimientos y por eso demanda  una lectura pausada, sin prisas, y con todos los sentidos puestos en ella. Las distintas voces narrativas desplazarán al lector por sus páginas para revelar un complejo mosaico de emociones, ternura y dolor.

Y como siempre digo, esta es la opinión de una simple lectora, no de una crítica literaria.

Su autora:
Laura Castañón (Mieres, España, 1961). Dirige talleres literarios e imparte cursos de Creación Literaria, Literatura y Comunicación desde mediados de los años ochenta. También ha trabajado en radio y en televisión, ha sido jefa de prensa y ha desarrollado labores de programación cultural y comunicación empresarial. "Dejar las cosas en sus días"  fue su primera novela.

23 comentarios:

  1. Me encantan las novelas protagonizadas por mujeres, así de este estilo, y en este caso, me llama mucho el descubrir el estilo de la autora, del que tan bien habláis.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Hola Marina,

    A mí me gustó pero tampoco tanto como esperaba; estoy de acuerdo con tu percepción de Emma, también fue el personaje con el que más empatice y Feli me parece totalmente prescindible.

    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Lo tuve el otro día en mis manos pero no estaba segura de lo que iba a encontrarme entre sus páginas, pero ahora estoy segura de que disfrutaré con la historia de estas mujeres tan diferentes. Besos

    ResponderEliminar
  4. A mí no me ha llamado nunca la novela porque como bien dices ni la portada ni la sinopsis llega del todo. Y después de leerte, pues... no, no me llama.
    Espero que te vaya todo bien. Ya sabes que si te sientes mal solo tienes que silbar. Somos muchas las que estamos por aquí, y tenemos ojos y oídos para ayudar.
    Un abrazo y animo!! Las altas temperaturas volverán pero ya no tan fuertes como antes. El otoño está a la vuelta de la esquina aunque en nuestra zona solo dure 2 semanas, jajajajjaja
    Besos

    ResponderEliminar
  5. A mí si que me llama la atención pero intentaré ir con menos expectativas.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Yo también he leído reseñas positivas de esta novela, pero sigo sin saber qué pensar la verdad...

    ResponderEliminar
  7. Mmmm, no es el tipo de libro que me suele gustar, aunque he venido atraida por su portada. Me gustan las historias donde la trama sea mas protagonista que los personajes. Gracias por las resena!
    Besos!

    ResponderEliminar
  8. La tengo pendiente y la quiero leer pronto que está gustando mucho
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Hola, Marina. A mi este tipo de libros si que me gustan. A ver si cae pronto en mis manos.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  10. Pues me ha gustado mucho la sinopsis y lo que cuentas del libro. A pesar de que dices que no era lo que esperabas, se nota bastante entusiasmo en tu reseña. Lo apunto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  11. No sé, no me gusta mucho leer sobre dramas psico-sociales históricos. Creo que me implicaría demasiado y acabaría sufriendo D:

    ResponderEliminar
  12. Me podría gustar más adelante,ahora no me veo... me lo apunto, besotes

    ResponderEliminar
  13. Hola! esta no me llama la atención así que la dejo pasar.
    Besos!

    ResponderEliminar
  14. Oleeee, oleeeee. Me apunto a ese café con los ojos cerrados!!! No tienes más que avisar y sincronizamos agendas.
    Besos

    ResponderEliminar
  15. La verdad es que esta novela es para leerla muy tranquila y, aunque es cierto que la prosa no es para todo el mundo y exige una lectura atenta, a mi me ha gustado muchísimo. Al principio me descolocó un poco, pero después me he dejado mecer.
    Besos

    ResponderEliminar
  16. Hola! A mi me llamó la atención desde el principio y me gustó mucho, la lectura y los personajes me atraparon muy rapidamente pero si que es verdad que muchas veces según el estado en el que estamos hace que nos disfrutemos tanto como nos gustaria de algunas lecturas.
    Besos!

    ResponderEliminar
  17. El momento anímico ejerce influencia en todo (y quien diga que no, está mintiendo), más aún cuando te sumerges en la lectura de una novela tan especial como la que hoy nos traes. Un beso

    ResponderEliminar
  18. ¡Hola! ^^
    Este libro me suena de haberlo visto en algún blog, aunque no sé si había leído alguna reseña. Ahora mismo no es el tipo de historia que más me apetece, pero no descarto darle una oportunidad más adelante. Parece un buen libro.

    Besos!

    ResponderEliminar
  19. Este libro no es para mi, lo dejo pasar.

    Saludos

    ResponderEliminar
  20. Disfruté muchísimo con esta novela y aunque estoy de acuerdo en que el personaje de Feli y su parte en la historia es lo que menos me convenció, el resto para mí perfecto, la historia, la prosa y el personaje de Valeria de 10.
    Besos.

    ResponderEliminar
  21. A veces tenemos unas expectativas y luego nos decepcionamos. Pasa en las mejores familias jejejj. Besos.

    ResponderEliminar
  22. Holaaa
    Este libro tengo que leerlo, creo que me gustara y me tocara la patata =)
    Un besito

    ResponderEliminar
  23. Hola! Creo que hay libro muy buenos que no leemos en el momento indicado y terminan siendo algo pesado o que simplemente no disfrutamos. Pero por lo que he visto en lo demás has hablado muy bien del libro, así que no sé, si tengo oportunidad de leerlo lo haré para formarme una idea propia del mismo. Besos!

    ResponderEliminar

Linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...